BENEFICIOS DE LA NUTRICOSMÉTICA

BENEFICIOS DE LA NUTRICOSMÉTICA

¿Qué es la nutricosmética? Se trata de acción conjunta entre nuestra alimentación y el cuidado personal de nuestra apariencia exterior.

Los productos que lo componen son complementos alimenticios, de origen natural y gracias a sus activos y propiedades, los órganos y elementos de nuestro cuerpo visibles desde el exterior son beneficiados; hablamos de tu piel, de la caída del cabello, de tus uñas…

Por supuesto, no son productos milagrosos, ni van a aportarte estos beneficios únicamente por consumirlos.

Para que esto ocurra debes combinarlos con una alimentación sana y equilibrada y unos hábitos de vida saludables.

Los vas a encontrar en diferentes formatos como pastillas, cápsulas, ampollas o píldoras. Sus componentes y activos más abundantes son el ácido hialurónico, el colágeno, minerales, la coenzima Q10, antioxidantes, ácidos grasos omega 3 y proteínas.

La nutricosmética tiene múltiples usos y beneficios entre los que destacan algunos:

  • -El ácido hialurónico que se extrae de las grasas de algunos peces ayuda a la reducción de arrugas profundas.
  • -Los extractos de vid roja son usados en trastornos circulatorios para prevenir y combatir varicosidades y varices, un problema estético pero también de salud.
  • -Algunas algas usadas en nutricosmética potencian el sistema inmune y ayudan a proteger la piel contra agresiones externas.
  • -El betacaroteno (aunque siempre usado bajo recomendación profesional) sirve para potenciar el bronceado de forma natural.
  • -El licopeno, procedente del tomate, ayuda a mantener una mirada más limpia libre de venitas y ojeras.

También puedes encontrar tratamientos nutricosméticos que aportan elasticidad a la piel; los que fortalecen las uñas y el pelo y previene su caída; aquellos que aportan nutrientes esenciales que ayudan a mantenerse bien; y muchos productos de nutricosmética que regeneran los tejidos, tienen propiedades antioxidantes y combaten el acné.

En tu Farmacia cuentas con la mejor nutricosmética y asesoramiento para así cuidarte desde dentro y que se te vea desde fuera


Ahora tu MIRADA es tu SONRISA

Ahora tu MIRADA es tu SONRISA

En una etapa donde llevar mascarilla es parte de nuestra seguridad diaria, individual y colectiva, nuestra mirada cobra protagonismo. Cuidar nuestro contorno de ojos para prevenir ojeras, arrugas debe ser parte de nuestro ritual de cuidado diario.

Tampoco debes olvidar hidratarte. ¡Beber mucha agua es fundamental para tu piel!
Utiliza un buen desmaquillador de ojos cada noche y ¡no se te ocurra irte a la cama con los ojos maquillados! Duerme las horas necesarias, el sueño siempre es nuestro aliado reparador.
La piel del contorno de los ojos necesita un tratamiento que combine una gran eficacia con una alta tolerancia para responder tanto a sus exigencias antiedad como a su sensibilidad. Para preservar la juventud de su contorno de ojos, recuerde utilizar un producto específico para el cuidado de esta zona, que atenúe las arrugas con total suavidad y que nutra e hidrate dicha zona, tan a menudo sometida a la deshidratación.
En tu farmacia cuentas con productos del cuidado del contorno de ojos y del mejor asesoramiento para llevarlo a cabo.


¿Tu Piel ha perdido luminosidad en el confinamiento?

¿Tu Piel ha perdido luminosidad en el confinamiento?

Son muchos días en casa sin ver la luz, el sol, aire, y empiezan a aparecer dudas entorno al cuidado facial ¿Realmente debo cuidar mi piel de la misma manera de siempre? No debemos olvidar las buenas costumbres: si tienes terraza en casa, balcón, tus primeros paseos permitidos, etc y te da el sol un poco al día (aunque sea tendiendo en la azotea) sigue siendo recomendable usar factor de protección al empezar la jornada.

Lo segundo es: todos estos días en casa sin exponernos al aire y luz natural en las cantidades que solemos hacerlo, se pueden traducir en que la piel vaya apagando su tono poco a poco, perdiendo su luminosidad natural apareciendo ese tono amarillento que tan poco nos gusta, fomentándose la aparición de ojeras. La realidad es que la exposición a la luz natural, aire, etc., hace que nuestro cuerpo reciba muchísimos nutrientes a través de la piel, siendo esta la primera beneficiada. Luego, ¿qué podemos hacer para ayudar a nuestra piel a mantener y recuperar la luminosidad que tanto nos gusta?

Limpieza no muy agresiva, si no estas abusando del maquillaje y polvos de sol, dale un respiro al manto lipídico de la piel y usa productos que lo respeten, para ello recomendamos limpiadoras oleaosas o con una base importante en ingredientes naturales y calmante para la piel

Tonifica la piel usando un producto que contenga probioticos y antioxidantes. Este paso es fundamental para empezar a preparar la piel de cara a recibir los nutrientes del serum, reforzando el trabajo de este en la piel con cosméticos activos que activen la producción de colágeno, a la vez que calman y aportan ingredientes reparadores a tu piel.

Uso de productos con vitamina C, un serum con alto contenido en vitamina C puede ser tu mejor aliado y no olvidar nunca tu hidratante con activos que traten tu piel.

Cuentas en tu Farmacia con un amplio surtido de marcas de tratamiento luminosidad para que tu ritual en casa sea el adecuado para cada piel.


Cómo cuidar tu Piel según tu edad

Cómo cuidar tu Piel según tu edad

Cada piel tiene necesidades diferentes. Los farmacéuticos están formados para recomendarte el cosmético ideal para cada edad y tipo de piel...sin olvidar que la fotoprotección es fundamental en todas las edades.

A LOS 20 AÑOS
Es el momento de establecer buenos hábitos que deben acompañarnos de por vida: Limpiar, tonificar e hidratar. Son recomendables las texturas ligeras con antioxidantes como la vitamina C
A LOS 35 AÑOS
Aparecen las líneas de expresión, perdemos elasticidad y los procesos metabólicos se ralentizan. Es hora de apostar por cremas más densas. El ácido hialurónico mantiene los niveles de hidratación y el colágeno aporta elasticidad.
A LOS 45 AÑOS
La piel empieza a perder tono, tiende a secarse y pueden aparecer manchas. Son beneficiosas las rutinas de cuidado nocturnas con ácido retinoico y ácido glicólico para efectos antiarrugas y luminosidad. No deben aplicarse juntos, ya que son ingredientes muy potentes que irritan las pieles sensibles. Los serums, por su poder de penetración, nos ayudarán a cubrir necesidades más específicas.
A LOS 60 AÑOS
Las arrugas son más profundas y la hiperpigmentación tiende a aumentar. Para estar radiante, es fundamental contar con una crema nutritiva que ayude a la piel a obtener lo que ya no puede generar por si misma, y un tratamiento que exfolie y unifique el tono sin resecar.


El verano se acaba ya! ¿Cómo se te queda el cuerpo?

El verano se acaba ya! ¿Cómo se te queda el cuerpo?

Con la vuelta a la rutina, notamos los estragos del verano en nuestra piel y en el pelo. ¿Cómo podemos recuperarlos y qué tratamientos debemos utilizar?


En la época estival, la piel y el cabello están expuestos al sol, al aire, al calor y también a productos químicos agresivos como el cloro, la sal del mar agresivos, unidos además a los cambios en nuestros hábitos alimenticios habituales en verano que es cuando se aumentan los consumos de grasas y alcohol. Todos estas alteraciones en nuestras rutinas de autocuidado pueden ocasionar daños en nuestra piel y en nuestro cabello , sobre el que además recae el efecto pelo mojado...

Con la acción de estos factores, al finalizar nuestras vacaciones podemos encontrar una piel más deshidratada y seca, con un grosor más elevado y más propensa a la descamación. Además, si la piel no ha recibido una adecuada protección, pueden aparecer manchas.


En el cabello, los resultados pueden ser modificación de la textura, deshidratación, aumento de la fragilidad, pérdida de color y flexibilidad, etc., o incluso prurito a nivel de cuero cabelludo.

Al finalizar el verano, hemos de recuperar unos hábitos saludables: rutinas de belleza, de cuidados cutáneos, alimentación equilibrada, ejercicio físico…

Para atender a nuestra piel debemos seguirtres pasos:

1. HIGIENE: la limpieza facial es el primer paso a realizar, con productos adecuados a nuestro tipo de piel, y que se deberá realizar mañana y noche, y para finalizar tonificaremos la piel para equilibrarla, refrescarla y cerrar los poros.

Debemos de utilizar un producto exfoliante, que en función del tipo de piel, se aplicará con una mayor o menor periodicidad.

2. HIDRATACIÓN: además de una crema hidratante, es conveniente incluir a nuestra rutina un serum o ampollas, acordes a cada tipo de piel para aportar un extra de hidratación.

Para las pieles que hayan estado más expuestas al sol, se puede utilizar cosméticos con elevada proporción de antioxidantes como la vitamina C y E que ayudarán a eliminar radicales libres y a reparar alguna de las estructuras dañadas.

3. PROTECCIÓN SOLAR: Por último, para cuidar nuestra piel, los dos expertos recomiendan el uso de protectores solares durante todo el año.


Para poner a punto nuestro cabello deberemos utilizar champús que contengan pH neutro , suaves y con activos apropiados para compensar los lípidos perdidos.

Es conveniente además:

  • Aplicar mascarillas nutritivas en lugar de un acondicionador. Incluso podemos optar por serums o aceites si nuestro pelo presenta mucha sequedad y está deteriorado.

  • Evitar secar el pelo con secadores y planchas, y en caso de utilizarlos, aplicar antes un protector térmico.
  • Cortar el pelo, para quitar así la parte estropeada y sanear las puntas.
  • Peinar el cabello con cepillos apropiados y no recogerlo cuando esté mojado.

  • Tomar nutricosméticos, suplementos nutricionales, que durante un periodo de tres meses ayudará a recuperar y mantener la salud de nuestro cabello.
Consulta en tu farmacia y vuelve a la rutina más saludable.


¡Bienvenido el verano!

¡Bienvenido el verano!

Las vacaciones de verano son unas fechas perfectas para disfrutar de la playa, la piscina o la montaña. Para evitar problemas en la piel ya todos conocemos a los indispensables fotoprotectores, pero hay que saber que un bote de crema (o emulsión, aceite, leche, o lo que sea) no es suficiente para prevenir alteraciones en la piel.
La piel es el órgano más extenso de nuestro cuerpo, y por ende quien recibe las mayores agresiones del exterior.
Además, al tratarse de un tejido vivo y flexible, sus necesidades van cambiando atendiendo a la afección de diversos agentes, ya sean externos o internos, y hemos de ir adaptando nuestros tratamientos para satisfacer sus demandas.
En verano es muy atacada por el sol y el calor, por tanto es importante realizarle un cuidado intensivo.
Debemos protegerla antes, durante y después de exponerla al sol.
En tu farmacia te ayudaremos a elegir la textura y producto más adecuado para ti y los tuyos.
Es de vital importancia, disponer de asesoramiento profesional continuado, porque en cada época de nuestra vida las necesidades son muy distintas y el tratamiento ha de adaptarse convenientemente.
No dudes en consultar en tu farmacia.


ABCDE del melanoma. La detección precoz y la prevención son indispensables.

ABCDE del melanoma. La detección precoz y la prevención son indispensables.

El 23 de Mayo ea el día mundial del MELANOMA que pone énfasis en una adecuada fotoprotección y en una vigilancia periódica de la piel para detectar precozmente la aparición de un cáncer y poder tratarlo con éxito.

La exploración habitual de los lunares y el control de la exposición al sol, sobre todo en la época estival, son los principales factores para prevenir la aparición de problemas en la piel.

Durante todo el año los sanitarios nos encargamos de recordar la importancia de cuidar la piel y descubrir aquellos síntomas que pueden indicarnos la necesidad de pasar por su consulta del dermatólogo.

No obstante, durante el verano es especialmente importante extremar las precauciones. En periodos vacacionales nos exponemos al sol habitualmente y no debemos olvidar unos sencillos consejos que nos ayuden a prevenir la aparición del cáncer de piel o a detectar posibles problemas de manera precoz.

La exploración, revisión y análisis de los lunares es fundamental. Los lunares pueden ser congénitos o aparecer a lo largo de nuestra vida, y el sol es uno de los factores que pueden incidir en su cambio de estado.

Un cambio de la apariencia de la piel es el primer signo del melanoma. Por lo tanto, es importante saber dónde aparecen los lunares y su apariencia. Cuando es detectado y tratado adecuadamente antes de extenderse a otras partes del cuerpo, el melanoma tiene un índice de curación alto. Las señales de advertencia ABCDE del melanoma pueden ayudar a las personas a detectar cambios en forma temprana:

  • ASIMETRÍA en alguno de sus ejes; una mitad es diferente de la otra mitad.
  • BORDES irregular, ondulado o mal definido.
  • COLOR variado, no uniforme de una zona a otra; diferentes tonos de marrón y negro; a veces blanco, rojo o azul.
  • DIÁMETRO a pesar que el melanoma es generalmente más grande de 6mm (el tamaño de un borrador de lápiz) cuando se diagnostica, puede ser más pequeño.
  • EVOLUCIÓN. Si detectamos que un lunar o lesión de la piel que se ve diferente del resto o que está cambiando en tamaño, forma o color...

Por lo tanto, si detectamos en nuestra piel un lunar o mancha con una o varias de estas características es importante que acudamos rápidamente al dermatólogo, quien podrá realizar un examen más detallado.


RENOVAR EL ARMARIO DE TU PIEL

RENOVAR EL ARMARIO DE TU PIEL

Ya se acerca el adorado verano, y a medida que avanza la primavera más se acerca el temido momento del cambio de armario. Guardamos las botas, jerseys, y chaquetas, para sacar a la luz nuestra vestimenta más colorida y luminosa, esas camisetas más fresquitas y las sandalias más molonas.


Y con tu rutina de belleza, ¿también te has propuesto cuando harás el cambio de armario? ¿Conoces las necesidades de tu piel en función de la época del año?

No es lo mismo cuidar la piel en verano que en los meses de frío.


Basta observarla un poco, y notas que tu piel no es igual en verano que en invierno: sus necesidades cambian y su comportamiento, también. Por eso, es indispensable adaptar tus rutinas para el cuidado de tu piel a lo largo de año, obedeciendo a su comportamiento concreto en cada estación y atendiendo a las necesidades específicas que presente en cada momento.


La mayoría nos acostumbramos a una serie de productos que funcionan en nuestra piel y cubren nuestras necesidades básicas, y muchas veces nos cuesta cambiar o deshacernos de ellos. Sin embargo, es importante tener en cuenta que hay factores externos que pueden afectar a nuestro sistema cutáneo, independientemente de las características que tenga nuestra piel. Y uno de ellos (por no decir el más importante) es el tiempo, el ambiente y los cambios que se producen en él.


  • En verano. Es fundamental, con la llegada de los meses de calor, tener en cuenta nuestro fototipo para proteger la piel de manera consecuente y utilizar la protección necesaria. Una exposición solar excesiva, sin fotoprotección puede ser motivo de la aparición de antiestéticas manchas cutáneas. Aunque el principal problema es que dan a la piel un aspecto de envejecimiento prematuro, que en algunos casos pueden derivar en cáncer de piel.

  • Con la llegada del otoño. Una vez pasada la temporada de sol por excelencia, es momento de evaluar nuestra piel y controlar si ha habido algún cambio en manchas o lunares. Si es así, lo más importante es acudir al dermatólogo para que haga un diagnóstico de las posibles lesiones de la piel.

  • ¿Y en invierno y primavera? En estas etapas intermedias y menos extremas, la hidratación es vital para que la piel recupere el agua perdida durante los meses de más calor y llegue en perfecto estado al verano nuevamente. Ten en cuenta, además, que el frío y el viento y los cambios bruscos de temperatura deshidratan la piel y aceleran su envejecimiento.


Y además... Los dermatólogos recomiendan utilizar fotoprotección durante todo el año, pues los rayos solares inciden en la piel en cualquier época y tanto la arena, como el agua y la nieve reflejan los rayos del sol y aumentan su potencia.


Pregúntanos, ¡en tu farmacia estamos para ayudarte!


MUJERES PIEL MADURA

MUJERES PIEL MADURA

A partir de los 45 años, la piel de la mujer madura, empieza a notar los cambios hormonales propios de la edad, especialmente durante la menopausia.
Esos cambios alteran el aspecto y salud de la piel de la mujer.
Por eso, cuidarla es muy importante y debe realizarse de manera especial.
¿Cómo cuidarnos?

1-Practica deporte.
2-Bebe mínimo 2 litros de agua al día y procura tener una alimentación sana.
3-No olvides protección solar todos los días del año. Mínimo SPF 30.
4-Limpia tu piel mañana y noche con productos que respeten el PH cutáneo y su barrera lipídica, fundamental para evitar la deshidratación. Infórmate de nuestros tratamientos de limpieza.
5-Hidratación, antioxidantes, de día y reparación por la noche.

Es muy importante darle a la piel lo que necesita en cada momento. Pregúntanosl para poder aconsejarte un tratamiento personalizado.


A partir de los 35 años la forma de nuestro rostro comienza a cambiar como consecuencia de la pérdida de ácido hialurónico y colágeno.
Esto provoca la pérdida de volumen, firmeza y la aparición de arrugas, por lo tanto el envejecimiento de la piel.
El ácido hialurónico es, junto al colágeno, nuestro gran aliado en la lucha contra la pérdida de volumen y las arrugas producidas por el paso del tiempo
En la farmacia disponemos de productos que cuentan con una alta concentración de Ácido Hialurónico en tratamientos hidratantes, reafirmantes o redensificantes, combinados con otros activos en alta concentración para que el tratamiento sea lo más completo posible.
Estos activos también los puedes encontrar en nuestra Nutricosmética, cápsulas naturales que actúan desde el interior para mejorar la belleza y la salud. Fórmulas con Colágeno, manganeso, coencima Q10, hialurónico...
No dejes de cuidarte por dentro y por fuera.
Consúltanos!



HOMBRES

HOMBRES

El paso del tiempo y los malos hábitos higiénicos que la mayoría de los hombres tienen, producen el envejecimiento prematuro de la piel del rostro.
La piel masculina suele ser grasa por razones hormonales, es más gruesa y produce más sebo.
Al ser así, no tienen sensación de tirantez en el rostro, por lo que no aplican tratamientos faciales dando lugar a la deshidratación, arrugas, manchas e incluso rojeces.
1- Limpia el rostro con un gel adecuado. NO USES JABONES AGRESIVOS.
2- Aplica contorno de ojos desfatigante que previene y corrige de manera efectiva, bolsas, ojeras y arrugas de expresión.
3- Presta especial atención después del afeitado, y aplica productos adecuados hidratantes y calmantes de rápida absorción.
4- Y por la noche, es una buena idea utilizar un cosmético reafirmante como prevención, a partir de los 30 años. Puede ser un serum, la crema de día o la de noche.
Por último, no olvides que también tenemos protección solar de textura ligera, que se absorbe rápido en la piel sin aportar grasa ni dejar traza blanca.
Consúltanos.



LIMPIEZA

LIMPIEZA

La limpieza del cutis consiste en la eliminación de restos de grasa, escamas, suciedad, restos de productos cosméticos, o medicamentos dermatológicos, no solo para eliminar maquillaje como piensan la mayoría.
Para poder retirar estas sustancias hay que tener cuidado con utilizar jabones o limpiadores que pueden ser agresivos ya que lo que eliminas es la barrera protectora de la piel y aumentas el PH por lo que da lugar a gran cantidad de gérmenes y resecar la piel en exceso.
Es de gran importancia el estudio de la composición de estos productos para no solo eliminar la suciedad sin agredirla sino mantener tu piel sana, hidratada y equilibrada.
Para cada gama de productos, hemos elegido exclusivamente lo que es eficaz y seguro y adaptado a cada tipo de piel.

Pregúntanos.