Solares

La piel es el órgano más extenso de nuestro cuerpo, y por ende quien recibe las mayores agresiones del exterior. Además, al tratarse de un tejido vivo y flexible, sus necesidades van cambiando atendiendo a la afección de diversos agentes, ya sean externos o internos, y hemos de ir adaptando nuestros tratamientos para satisfacer sus demandas. En verano es muy atacada por el sol y el calor, por tanto es importante realizarle un cuidado intensivo.
Debemos protegerla antes, durante y después de exponerla al sol.

En tu farmacia te ayudaremos a elegir la textura y producto más adecuado para ti y los tuyos. Es de vital importancia, disponer de asesoramiento profesional continuado, porque en cada época de nuestra vida las necesidades son muy distintas y el tratamiento ha de adaptarse convenientemente.